aragóndigital.es
Jueves, 22 de agosto de 2019
Sociedad
22/6/2013

Los autores del crimen del senegalés de Delicias se olvidaron su ropa junto al cadáver

Luis Miguel Gabás
Los hechos tuvieron lugar en la calle Mompeón Motos del barrio zaragozano de Delicias
Los hechos tuvieron lugar en la calle Mompeón Motos del barrio zaragozano de Delicias

Zaragoza.- Una chaquetilla de chándal y unas gafas de sol ensangrentadas permitieron a la Brigada de Homicidios de la Policía Nacional localizar y detener a los sospechosos de la muerte de Lamine Gueye, en su domicilio de la calle Mompeón Motos, en Las Delicias.

Unos objetos que pertenecían a José Gemay M.G., conocido como “Junior” y hermano pequeño de Brayan M.G., defendido por el letrado Javier Osés, a quienes el Cuerpo Nacional de Policía les sitúa sin ningún género de dudas en el lugar de los hechos. Una seguridad apoyada en la declaración de un testigo, quien conocía tanto a la víctima como a los ahora arrestados.

Esta persona, según se señala en el sumario al que ha tenido acceso ARAGÓN PRESS, reconoció que les había puesto en contacto porque estaban interesados en comprar marihuana a Lamine Gueye. En esa testificación le fue mostrada una ropa ensangrentada que, en un primer momento, pasó desapercibida. Sin embargo, a los días, regresó a comisaría con una captura de pantalla. En la misma se podía observar como “Junior” llevaba dichos complementos en varias fotos publicadas en la red social Tuenti.

Esta situación aceleró unas pesquisas que en un primer momento giraban en torno a un amigo con el que había tenido varias discusiones previas. De hecho, esta línea de investigación fue conocida por los medios de comunicación que hicieron, según reconocen los agentes, que los autores de este asesinato se relajaran y creyeran que nunca iban a ser detenidos. Y es que estuvieron un tiempo ocultos.

Junto a la ropa y las gafas, las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado valoraron otras pruebas que señalan a los principales sospechosos: siete llamadas que les localizan y relacionan el día del crimen con la víctima y unas grabaciones de vídeo de cámaras de seguridad.

El relato de hechos que describe la Policía Nacional comienza el día 11 de mayo, sobre las 11.20 horas, cuando los hermanos arrestados quedaron con la víctima para una compra venta de un kilo y medio de droga, valorada en 2.600 euros. La desconfianza mutua entre ellos hizo que comenzara una discusión que acabó en la muerte por los fuertes golpes del senegalés.

De hecho, teniendo en cuenta el estado del cadáver y del informe forense realizado por el Instituto de Medicina Legal de Aragón, la Brigada de Homicidios entiende que fue maltratado y vejado. Lamine Gueye fue encontrado desnudo, con las manos atadas por bridas y con un fuerte golpe en el cráneo que le provocó una muerte por hemorragia.

Tras dejarlo moribundo, ya que no murió de forma instantánea, los principales sospechosos llamaron a las personas que hicieron el viaje desde Calatayud a Zaragoza para la transacción para que “se dieran prisa y fueran a recogerles en el mismo coche con el que hicieron el trayecto”.

Como consecuencia de este crimen, cuatro personas fueron arrestadas. Dos fueron puestos en libertad como encubridores -Daian O.A. y Victoriano M.G.-, otro -Brayan M.G.- se encuentra en prisión provisional y el menor -José Gemay M.G.-, en un centro de internamiento para jóvenes. El caso continúa su instrucción en el Juzgado de Primera Instancia número 8 de la capital aragonesa.

comentarios
Sin comentarios en la noticia
tu comentario
Sí, acepto la política de privacidad de Actualidad Media S.L.
 

Muchas gracias por tu envío que ayuda a construir Aragón Digital entre todos. El material será revisado en breve para ser publicado cuanto antes. Para cualquier duda, comentario o sugerencia, contacta con nosotros.

Este espacio se rige por unas normas simples con objeto de permitir que cada uno exprese su opinión sin ofender a los usuarios. Por favor, téngalas en cuenta cuando contribuya con la suya.