aragóndigital.es
Miércoles, 22 de enero de 2020
M. Ambiente
20/9/2014

Lobón asegura que no hay "ningún problema" con el lindano en el agua de Santa Eulalia de Gállego y Ardisa

Rocío Solanas Sánchez
Imagen de un vertido en Sabiñánigo. Coordinadora Bicarrués Mallos de Riglos
Imagen de un vertido en Sabiñánigo. Coordinadora Bicarrués Mallos de Riglos

Épila.- El consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Modesto Lobón, ha asegurado este sábado que la prohibición de consumir agua de boca en Santa Eulalia de Gállego y Ardisa, en la provincia de Huesca, es "por precaución" y ha asegurado que "no hay ningún problema" de contaminación por lindano. Un compuesto utilizado por los agricultores como insecticida y plaguicida. Los vecinos de estos municipios se abastecen de agua de boca a través de camiones cisterna.

"La situación es absolutamente normal y no hay ningún problema", ha aseverado Lobón en Épila antes de participar en el Día del Afiliado del PP en Aragón. El consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente ha explicado que hace unos días "hubo una pequeñísima superación de unas centésimas" en el nivel de lindano en Santa Eulalia y en Ardisa pero que "ya ha desaparecido".

Lobón ha señalado que "no hay riesgo para la salud" y ha comentado que tanto el departamento de Sanidad como el de Agricultura están tomando muestras "permanentemente" y "se está viendo que no hay problema".

"El proceso de trasiego del lindano ha terminado ya con toda corrección, se han tomado muestras durante varios meses y nunca se han superado los niveles considerados de precaución", ha comentado Lobón, quien ha insistido en que se están haciendo muestras para descartar problemas.

Por su parte, la Coordinadora Biscarrués Mallos de Riglos ha mostrado su preocupación por la situación que viven los vecinos de Santa Eulalia de Gállego y Ardisa. "Denunciamos la falta de información pública sobre las causas de este aumento del lindano en el agua del río Gállego no sabiendo si está derivado de una mala gestión de los vertederos de Sardas y Bailín o si está ya en los lodos del río", han señalado.

Esta coordinadora ha criticado que "se oculta a la población desde cuándo se produce este hecho y qué niveles de lindano se consumen diariamente sin que se consideren peligrosos cuando realmente lo son". Una "falta de información" que, según han apuntado, llega también a los municipios aguas abajo de Sabiñánigo y a todos los que se abastecen de agua desde el pantano de la Sotonera y por el Canal de Monegros, "por lo que el impacto de las peligrosas aguas del río Gállego se multiplica convirtiéndose en un problema de salud pública de primer orden", han apuntado.

La Coordinadora Biscarrués Mallos de Riglos ha tildado de "muy poco presentable" la gestión del Ejecutivo aragonés en este asunto y ha solicitado la comparecencia del Gobierno de Aragón para aclarar el tema y que adopte medidas como "abastecimientos alternativos para todos los pueblos afectados".

"Es un tema grave en el que tiene que haber claridad y transparencia y pedimos responsabilidades políticas", han asegurado. La Coordinadora Biscarrués Mallos de Riglos ha solicitado que se "garantice y refuerce" la seguridad para las personas realizando más análisis y que "se esclarezca qué ha pasado" para que se haya producido este escape.

comentarios
Sin comentarios en la noticia
tu comentario
Sí, acepto la política de privacidad de Actualidad Media S.L.
 

Muchas gracias por tu envío que ayuda a construir Aragón Digital entre todos. El material será revisado en breve para ser publicado cuanto antes. Para cualquier duda, comentario o sugerencia, contacta con nosotros.

Este espacio se rige por unas normas simples con objeto de permitir que cada uno exprese su opinión sin ofender a los usuarios. Por favor, téngalas en cuenta cuando contribuya con la suya.