aragóndigital.es
Viernes, 21 de enero de 2022
Zaragoza
27/11/2015

El 85% de los bordillos de Zaragoza están rebajados pero aún quedan 1.100 en los que actuar

Claudia Ortín Sancho
El 85% de los bordillos de Zaragoza están rebajados
El 85% de los bordillos de Zaragoza están rebajados

Zaragoza.- La capital aragonesa lleva años adaptando sus calles y edificios a las personas con discapacidad. En la actualidad, el 85% de los bordillos están rebajados. No obstante, todavía quedan 1.100 bordillos en los que se debe actuar. Ciudadanos ha llevado al Pleno de este viernes una moción, que ha sido aprobada, y en la que han solicitado que se atiendan las demandas planteadas por el colectivo de discapacitados.

La formación naranja ha pedido también al Ayuntamiento que haga un “especial esfuerzo” en las adaptaciones urbanas para mejorar la movilidad por medio de la aprobación anual en los presupuestos municipales de un plan de accesibilidad urbana y de edificios municipales. Para ello, desde C´s proponen que se facilite la participación de las entidades más representativas de la discapacidad.

El consejero municipal de Urbanismo, Pablo Muñoz, ha explicado que las barreras arquitectónicas más clásicas en las que puede actuar el Ayuntamiento están relacionadas con lo que ocurre en la vía pública y en lo referido a los edificios públicos.

Muñoz ha recordado que existe una ley aprobada que establece que en 2017 toda la ciudad debe ser accesible. Aunque el 85% están rebajados, aún quedan 1.100 bordillos en los que actuar “por lo que a una media de 70 bordillos y 2.500 euros por cada uno, que es el ritmo actual al año, las previsiones indican que se acabará dentro de 70 años”. Unos tiempos que “no nos lo podemos permitir”. Según los cálculos del consejero municipal, “un regla de tres nos indica que debemos invertir 2,7 millones de euros”.

El consejero municipal de Urbanismo también ha lamentado que haya “diferencia de criterios” a la hora de hacer accesibles los espacios. Por ello, en julio de este 2015, el Ayuntamiento puso en marcha una iniciativa mediante la que se están coordinando los servicios de Infraestructuras y Arquitectura para hablar con los redactores de los proyectos de forma que no haya descoordinaciones en la accesibilidad de los edificios y equipamientos de proyectos tanto públicos como privados. El objetivo, ha apuntado Muñoz, es que “no haya una disparidad de criterios en cuanto a las actuaciones en edificios y vía pública”.

Desde Ciudadanos han requerido al Departamento de Urbanismo un informe detallado del cumplimiento de la Ordenanza de Supresión de Barreras Arquitectónicas. Además, y a la vista del informe, quieren crear un grupo de trabajo técnico para estudiar la conveniencia de actualizar y revisar esta ordenanza, adaptándola a las necesidades del colectivo de discapacitados. En este sentido, la formación naranja también quiere que se actualice la ordenanza municipal de barreras arquitectónicas y de la comunicación durante este mandato.

comentarios
Sin comentarios en la noticia