aragóndigital.es
Jueves, 24 de septiembre de 2020
Cultura
20/12/2017

Localizados en la Biblioteca Nacional de Francia dos manuscritos copiados en hebreo y árabe en Calatayud

Redacción
Copia de Jacob Ben Isaac del Portelio
Copia de Jacob Ben Isaac del Portelio

Zaragoza.- La Asociación Tarbut Sefarad Calatayud y el investigador Álvaro López han localizado dos manuscritos originales que fueron copiados en Calatayud en la Edad Media. Se conservan en un estado excelente y fueron copiados a mano por la familia de Todros Ben Al-Qonstantini, pergamino en árabe y por Jacob Ben Isaac del Portelio, papel en hebreo.

Desde el Departamento de Turismo del Ayuntamiento, Sergio Gil, hace hincapié en la importancia de estos documentos y "el interés de promover su investigación y conocimiento en Calatayud".

Uno de ellos es una traducción de la obra del historiador de la antigüedad Ptolomeo titulada "Almageste", escrita en bella letra árabe, en tinta de distintos colores como el azul o el rojo y enriquecida con gráficos y tablas. Almagesto es el nombre árabe del tratado astronómico. Contiene el catálogo estelar más completo de la antigüedad, que fue utilizado ampliamente por los árabes y luego los europeo. El Almagesto o sintaxis del tratado de matemáticas fue escrito por el astrónomo Alejandro Claudio Ptolomeo según algunos autores en los años 138 d.c. al 161 d.c. (siglo II) en Alejandría. El libro original fue escrito en griego probablemente hacia 150 d.c.

Esta copia está fechada en Calatayud en 1380 en una primera parte y otra en 1475 con casi 100 años de diferencia en lengua árabe y tiene 163 folios. Y curiosamente tiene una nota en árabe del copista que donde señala las diferentes fechas de copia del libro y los autores.

Al final "este libro se terminó el lunes 4 sivan del año 5235 (1475 d.c.), aquí en Calatayud; que Dios guarde la villa". Se conserva en el Departamento de Manuscritos hebreos con el número 1100. Tiene además una hoja introductoria al mismo escrito en letras hebreas de tipo sefardí.

El otro es un manuscrito en papel copiado por dos copistas diferentes en hebreo con letra sefardí por Jacob Ben Isaac del Portelio titulado "Guía del Conocimiento" copiado en Calatayud. El libro tiene un total de 318 páginas. Se conserva en el Departamento de Manuscritos hebreos con el número 434.

La obra consta de cuatro partes: 1) páginas 1 A-273 B dedicada a Jacob Ben Asher, 2) páginas 274 A-311 B sobre la vida de Ben Asher Ibn Chloe , 3) Páginas 311 a 323 sobre Moshe Ben Nachman y 4) páginas 316 A-318 B conclusión o parte final.

Moshe Ben Nahmán, llamado Nahmánides, fue un rabino muy valorado en su época. Conocido en el judaísmo con el acrónimo Ramban y citado en los documentos cristianos como Bonastruc ça Porta en Gerona. Fue la mayor autoridad rabínica de su época en la Corona de Aragón.

Sin duda estas dos obras tuvieron que estar relacionadas con la judería medieval de Calatayud, la segunda más importante de la Corona de Aragón que llegó a tener 11 sinagogas y oratorios privados y estaba reconocida como centro de conocimiento y sabiduría por la fama de su rabinos, como el caso del rabí Açach Arama. Su localización viene a iluminar aspectos poco conocidos sobre la judería de esa época.

Ana M. Escario, presidenta de Tarbut Sefarad Calatayud, ha mostrado satisfacción por la localización de estos manuscritos y "señala que seguiremos trabando pora dar a conocer la historia y el pasado medieval de la judería bilbilitana como parte de la historia de Calatayud".

Por su parte, Javier Bona, miembro de Tarbut Sefarad Calatayud, ha manifestado que "este hallazgo nos enseña cuantas cosas desconocemos de nuestro pasado" y que "hay que seguir trabando para recuperar el pasado y la memoria medieval de la judería de Calatayud, y a su vez atraer en un proyecto común a los descendientes de judíos de la ciudad, y trabajar juntos como por ejemplo con la familia Azaria o Castel o Castiel, quienes recientemente visitaron la ciudad.

Por su parte Álvaro López ha manifestado que "la aljama judía de Calatayud fue la segunda en importancia del reino de Aragón, compitiendo en lo cultural y espiritual con la de Zaragoza". El mismo rabí Yishaq Séset Perfet afirma en sus responsa que estuvo a punto de cambiar su puesto de rabino de Zaragoza por el de Calatayud entre 1372-1373 (Séset, responsa l, 192), posiblemente atraído por la fama de su sabiduría talmúdica en Calatayud.

La erudición y formación de los judíos de Calatayud en la Edad Media hizo que tuviesen en sus casas libros y bibliotecas. Una de las más importantes de la judería fue la de Mosse Constantin, que heredó de su padre Tradoz Constantín, un afamado y erudito médico. Se contabilizan un total de 109 volúmenes, de los que siete son de temática religiosa; uno de cuentas; 41 de medicina y los restantes 60 volúmenes serían, en su mayoría, de temática piadosa y bíblico-teológico-rabínica. Sabemos que fue expropiada por los comisarios de la expulsión en 1492, dándosela a Johan Çapata D’Açor para que la custodiara hasta nueva orden. Tres años después, el 17 de agosto de 1495, el comisario Loreço Ram le pidió que la devolviera, sin que sepamos hasta ahora su localización. Salvo estos dos manuscritos que se salvaron de la expropiación.

comentarios
Sin comentarios en la noticia
tu comentario
Sí, acepto la política de privacidad de Actualidad Media S.L.
 

Muchas gracias por tu envío que ayuda a construir Aragón Digital entre todos. El material será revisado en breve para ser publicado cuanto antes. Para cualquier duda, comentario o sugerencia, contacta con nosotros.

Este espacio se rige por unas normas simples con objeto de permitir que cada uno exprese su opinión sin ofender a los usuarios. Por favor, téngalas en cuenta cuando contribuya con la suya.