ESTÁ VIENDO LA VERSIÓN ANTERIOR DE ARAGÓN DIGITAL,
HAGA CLIC AQUÍ PARA VER LA NUEVA VERSIÓN
aragóndigital.es
Síguenos en... Facebook Twitter Canal Youtube RSS Versión móvil
Domingo, 26 de mayo de 2019
Economía
23/2/2011

"Turísticamente, Zaragoza no es una ciudad notable"

Noelia Fragoso Delgado
Jaime Gutiérrez es el director comercial del Hotel Boston

Zaragoza.- El próximo 30 de abril, el Hotel Boston de Zaragoza cumplirá su 19 aniversario. Han cambiado mucho los tiempos y las costumbres y el establecimiento de cinco estrellas ha tenido que ir adaptándose. En la actualidad, le ha tocado vivir la crisis y reinventarse acogiendo un nuevo target, pero el Hotel Boston ha acogido a personajes ilustres de la talla de Noa Gordon, pasando por el rey del pop, Michael Jackson, el jugador de baloncesto Sabonis, el actor George Clooney, el tenista Rafa Nadal, entre muchos otros.

Desde el día del nacimiento del Boston, Jaime Gutiérrez, su director comercial, forma parte de esta gran familia, ya que el principal objetivo del propietario es la sintonía con los trabajadores. La sabiduría que otorga el haber viajado a lugares muy dispares han convertido a Gutiérrez en un ciudadano del mundo, lo que le permite conectar con sus clientes.

Para Gutiérrez, Zaragoza necesita mayor potencial para tener empaque turístico, que se conseguiría a través de la sinergía entre los habitantes de la ciudad y los empresarios, con el apoyo de las instituciones. Que todo el mundo venda a la ciudad y sus valores.

Pregunta.- ¿Por qué el Boston es un hotel de cinco estrellas?
Respuesta.- Inicialmente nacimos como un hotel de cuatro estrellas porque en esos momentos se comentaba que el IVA subiría al 17-18%, lo que nos dio miedo. Después nos dimos cuenta de que la gente famosa si venía a nuestra ciudad, venía a nuestro hotel. Entonces decidimos transformarnos en un cinco estrellas y de esto hacen ya once años.

P.- ¿Qué les diferencia del resto?
R.- Tenemos una serie de servicios especiales, pero además la ubicación es muy buena. Por otro lado, hay un parking muy amplio con más de 200 plazas y con acceso directo a las habitaciones y salones, así como un servicio de atención 24 horas. Este último le gustó mucho a Pierce Brosnan, ya que él salía de rodar a las 3.00 horas de la madrugada y se pedía alguna tortilla. También le encantó a Prince. Asimismo, hay aparcacoches, conserjería y maleteros día y noche, además de camas de 2,10 metros. Esto ha atraído a los jugadores de baloncesto como Stankovic y hasta a la NBA, cuando se jugó la Final Force.

P.- ¿Ha habido algún cambio en las personas que se alojan en el hotel con la crisis?
R.- Sí, quizás sí. En los últimos tiempos hemos tenido que ceder por el peso de la presión para bajar los precios a causa de la crisis, esto ha conllevado un target diferente y movible. Ya no es como antes que la gente quería una exquisitez marcada. Yo creo que no se trata de una crisis económica, sino de valores morales, y eso hace que el dinero se despiste y que los hoteles se vean implicados en la rueda.

P.- ¿Ese público es en su mayoría ejecutivo?
R.- Sí, desgraciadamente para nosotros el público es ejecutivo industrial de empresas y laboratorios y que ha descendido muchísimo. Turísticamente Zaragoza no es una ciudad potencialmente notable, no pega fuerte como otras con más empaque turístico como Salamanca, Santiago de Compostela, Toledo, Segovia, Córdoba, Sevilla o Madrid y Barcelona mismo.

El 30 de abril, el Hotel Boston cumplirá su 19 aniversario

P.- ¿Falta entonces promoción?
R.- Quizás sea uno de los factores que falte, pero últimamente el Convention Bureau está haciendo un trabajo más ágil. No sólo tiene que ser una fuerza del Departamento de Turismo, sino una sinergia conjunta de hoteleros, industriales y la gente. Da gusto ir a otras ciudades como Boston, donde los mismos habitantes te lo venden o los mismos parisinos que están orgullosos de serlo. Se necesita un empuje de dentro de la ciudad.

La DGA tendría que apoyarnos como lo hace el Ayuntamiento de Zaragoza. Aún así, lo imprescindible es que la gente que vive aquí esté orgullosa de su empatía.

P.- ¿Hay más volumen de turistas?
R.- No. Viene gente pero por ejemplo se ha perdido bastante margen con la realización de las autovías y, sobre todo, con la pérdida de la "mili" en la Academia General Militar, o la religiosidad con la Virgen del Pilar. Haría falta un museo atractivo y especial que trasvase fronteras como uno de astronáutica o de Goya y que se vendiera bien.

P.- Llevan muchos años acogiendo al personal de la NASA en su hotel y ya sólo quedan tres misiones este año...
R.- Sí, desgraciadamente. Son las personas más humildes y sencillas que he conocido en mi vida y llevo tratando con ellos 18 años. Ahora queda la misión STS 133 del Discoveri. Cada vez que sale una misión viene un astronauta y más de 20 personas de la NASA y 60 del Ejército. Me los llevo a los sitios más inverosímiles... de tascas, a los bares más pecularies, a las bodegas de pueblos pequeños. Han aprendido a jugar al guiñote y a los chinos. Desde el espacio hacen fotografías de Zaragoza y después me las enseñan.

P.- Por el Hotel Boston han pasado multitud de personas importantes como Michael Jackson o George Clooney... ¿tendrá muchas anécdotas que contar?
R.- Hay muchas anécdotas. Tuve la oportunidad de estar con Michael Jackson compartiendo vivencias e incluso bailé con él. Era un personaje particular que le faltaba haber vivido la infancia, pero ha sido uno de los músicos más grandes del universo. Cuando vino al hotel trajo con él a una cocinera sudafricana que le hacía ensaladas y cosas frugales.

Pero una de las más curiosas fue con el jugador de baloncesto conocido como Sabonis vino al principio de abrir el hotel, cuando aún se utilizaban unas tarjetas magnéticas para entrar. Entonces él no supo meterla y a los 30 segundos se apagaba la luz, con lo que su mujer tenía que dar la luz una vez tras otra porque el jugador se estaba duchando y no veía.

P.- ¿Sus vivencias personales le han ayudado a conectar con sus clientes?
R.- La verdad es que sí. He tenido la suerte de haber viajado con mi anterior trabajo por el mundo y eso me ha ayudado a buscar un punto de relación. Recuerdo cuando vino el jefe de seguridad de Michael Jackson al cual le aconsejé sobre unos problemas que tenía en Namibia. Me abrió muchas puertas con astronautas o Noa Gordon, entre otros. Es importante tener una buena sintonía.

P.- ¿Cuál es la labor de un director de un hotel de cinco estrellas?
R.- En el Boston estamos subdivididos en sectores y yo me ocupo de la comercialización. El objetivo es que el hotel sea rentable y la propiedad quiere que haya una buena sincronía con los trabajadores. Llevamos casi 19 años, que haremos el 30 de abril, y seguimos teniendo más del 50% de la plantilla del principio, lo que no es común en hostelería. Es muy importante que la dirección esté compartida y que sea una gran familia con los trabajadores, porque si no se pueden romper las rampas por cualquier punto débil.

P.- ¿Cuántas personas trabajan en el hotel?
R.- Hemos llegado a ser más de 150 trabajadores y ahora estamos en torno a 130 personas.

P.- ¿Tiene que estar alerta las 24 horas?
R.- Comparto la labor con otro compañero. Estamos siempre conectados y controlados, pero no nos llaman habitualmente gracias a la sinergia operativa del hotel.

Gutiérrez cree que Zaragoza no tiene el suficiente empaque turístico

P.- Ahora que todo es controlado por grandes grupos, ¿cómo se mantienen?
R.- Es difícil porque la globalización está llegando a todos los niveles y también absorben mucho campo en el sector hotelero. Aún así siguen existiendo emprendedores con ganas de luchar y eso nos hace fuertes. A pesar de que estamos asociados a un grupo de empresas que nos comercializa, somos independientes. Algo muy complicado en estos tiempos.

Tenemos que reinventarnos todos. Ahora tenemos una charla con la NASA, la semana que viene tendremos una representación teatral, también tendremos el Míster Aragón el domingo 26. Además de música en vivo, estamos negociando tener todos los meses días culturales diferentes, así como una exposición de escultura y pintura para que los ciudadanos sepan que el Boston es un lugar abierto a ellos.

Asimismo, hay ofertas genéricas para parejas para que abran los ojos y sepan que en su propia ciudad pueden tener un fin de semana romántico.

P.- Tienen 313 habitaciones, ¿cómo es la mejor?
R.- Es la suite, que ahora es conocida como "la suite de Michael Jackson". Tiene 120 metros cuadrados, con un salón de estar, dos vestidores, una oficina, dos dormitorios grandes, dos baños de 40 metros cuadrados con bañera redonda. Es muy atractiva.

P.- En cuanto a los precios, ¿están reduciéndolos?
R.- Estamos haciendo tarifas muy atractivas desde 75 euros. Es un nivel que estamos marcando ahora, porque hemos tenido que reducir los costes y los precios para llamar al cliente y estamos luchando con tarifas realmente muy interesantes. 

comentarios
Sin comentarios en la noticia
tu comentario
Sí, acepto la política de privacidad de Actualidad Media S.L.
 

Muchas gracias por tu envío que ayuda a construir Aragón Digital entre todos. El material será revisado en breve para ser publicado cuanto antes. Para cualquier duda, comentario o sugerencia, contacta con nosotros.

Este espacio se rige por unas normas simples con objeto de permitir que cada uno exprese su opinión sin ofender a los usuarios. Por favor, téngalas en cuenta cuando contribuya con la suya.

La semana en imágenes
agenda
Últimos estrenos de cine
Luis Iribarren

Luis Iribarren

Margarita Nuez: Tijeras y dedales yeyé desde Foz Calanda

Porque Aragón también fue arte en forma de moda con mayúsculas en los 60. No solo la mejor poesía social a cargo de José Antonio Labordeta, no solo cine denuncia de poderosa fotografía con Carlos Saura, no solo la capital del rock hispano y de las sinfonolas por obra y gracia de la base americana… Tampoco la mejor escultura de la mano de Pablo Serrano, sucesores de Gargallo...