ESTÁ VIENDO LA VERSIÓN ANTERIOR DE ARAGÓN DIGITAL,
HAGA CLIC AQUÍ PARA VER LA NUEVA VERSIÓN
aragóndigital.es
Martes, 22 de octubre de 2019
M. Ambiente
Verónica de Castro Alonso

7/2/2016

Expertos alertan de que los glaciares del Pirineo desaparecerán en los próximos 30 años
Varios expertos han alertado de que dentro de 30 años los glaciares del Pirineo habrán desaparecido. Su superficie se está reduciendo de forma drástica y parece ser que no hay ninguna fórmula para revertir este proceso. Entre los años 1982 y 1985, en el Pirineo aragonés existían 54 glaciares y heleros. En la actualidad, tan solo hay 22.
El glaciar del Aneto es el más grande del Pirineo
El glaciar del Aneto es el más grande del Pirineo

Zaragoza.- Dentro de 30 años no habrá glaciares en el Pirineo. Según los expertos, su superficie está disminuyendo a un ritmo preocupante y en la actualidad estamos asistiendo a su total extinción. Además, remarcan, no existe ninguna fórmula para revertir este proceso.

“Entre los años 1982 y 1985, en los Pirineos existían 93 glaciares y heleros. En la actualidad, hay 54”, ha señalado el experto en glaciares de los Pirineos y de los Alpes Jordi Camins.En el caso de Aragón, entre 1982 y 1985 había 54 y, en la actualidad, el número se ha reducido hasta los 22 (11 glaciares y 11 heleros). Estas cifras ponen de relevancia la pérdida de superficie glaciar en los últimos años. “Un proceso que además no se puede frenar porque el planeta está viviendo un ciclo cálido que se está acelerando por la emisión de gases de efecto invernadero”, ha añadido Camins.

Las previsiones de este experto no son nada positivas: “Los cálculos que he realizado es que en 2040 ningún glaciar pirenaico tendrá actividad y, en 2050, los restos de hielo glaciar que queden sin actividad habrán desaparecido por completo”.

En la última reunión del Patronato del Monumento de los Glaciares Pirenaicos se informó de que en los últimos 30 años se ha perdido el 75% de la superficie de estas masas de hielo.

El representante de la Fundación Quebrantahuesos en el Patronato, Óscar Díez, ha remarcado que la desaparición del hielo y el cambio climático también está afectando a especies de fauna y flora: “Hay especies como la perdiz nival o el urogallo que quedaron relegadas en los Pirineos cuando desaparecieron los últimos glaciares en la Edad de Hielo. Estas especies ahora ven una merma drástica de sus poblaciones y hay muchas que acabarán extinguiéndose”.

Ahora bien, según los expertos, “de igual forma que el hielo desaparece de forma contundente, también se desarrolla con rapidez cuando las condiciones son favorables. Solo hay que esperar a que en algún momento futuro el frío vuelva a crear glaciares en el Pirineo”.